Historias de Miguel Trillo

#14 fotografías (Click en una para ver presentación)
Tengo que reconocer que desde hace doce años que se inauguró el Centro de Historias no lo había visitado. La actuación sobre el antiguo convento de San Agustín fue un intento de que el urbanismo fuese el catalizador para que una de las zonas degradadas del centro de la ciudad dejase de ser un lugar conflictivo por el que resultaba arriesgado pasar, especialmente a según que horas.
Costó mucho dinero (como no) y el resultado, más allá de la limpieza y rehabilitación de las casas y calles, se quedó a medio camino, ya que sin trabajo ni recursos los vecinos del barrio siguen rozando la marginalidad en muchos casos. Pero este es otro tema.
Quería ver la retrospectiva de Miguel Trillo y ese fue el único motivo de pasar por el Centro (no descarto que otro día le dedique más tiempo al resto del contenido y al continente).
Las fotos de Trillo que se exponen se ciñen a un momento de nuestra historia reciente, el conocida como la movida madrileña aunque se extendió por toda España. Si la fotografía callejera está compuesta por la visión y creatividad del fotógrafo y por el aspecto documental de lo fotografiado, en este caso es esta parte (la documental) la que priva sobre cualquier cosa. Trillo busca los sujetos que le interesan y deja que ellos se manifiesten como son delante de su cámara. El resultado es un amplio catálogo de personajes variopintos, de tribus urbanas y de lugares de referencia, en color y en ByN, que reflejan la estética de lo que fue aquella movida.

Anuncios

8 comentarios en “Historias de Miguel Trillo

    1. Esta colección de Trillo es un gran escaparate de la forma de vestir, de ser y de pensar, en imágenes, de toda aquella época. Seguro que te gustaría, Rosa, y es posible que pase por allí cerca, ya que son exposiciones que van llevando de un sitio a otro. Abrazo !!

    1. The neighborhood is a peculiar site, perhaps I will talk about it in my blog someday, and Trillo is a great photographer maybe no too creative but very honest and with a very interesting documentary job.
      Many thanks for your comment, Malin !

  1. Tuve la oportunidad de conocer ese museo donde disfruté de una retrospectiva de la obra del, para mi genial, OPS.
    Coincido contigo que entre el museo y el barrio hay un distanciamento, quizás una prueba más del terrible axioma que sostiene que la cultura no quita el hambre.
    Un abrazo.

    1. Aquel OPS del Hermano Lobo !! No se desde cuando ni porque cambió su nombre por El Roto, pero creo que es uno de los grandes del dibujo y el pensamiento (nada de humor).
      Al museo, que es pequeño pero muy ‘arreglado’, le pasa lo que a otros creados pensando en el continente y no en el contenido: le falta continuidad para interesar a los visitantes. Abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s