Unir y separar

A lo largo de la historia el hombre buscó la forma de evitar los obstáculos que le separaban de lo que quería alcanzar. Construyó puentes que salvaban ríos interminables y unían tierras que de otra forma estaban alejadas. Y era como un milagro. Los canteros sabían tallar las piedras y darles la forma precisa para que casi flotasen en el aire para pasar por encima de los ríos. Hasta el representante de Dios en la tierra era conocido como el Sumo Pontífice. El puente era la magia.

Pero frente a los puentes que unían, el hombre construyó muros y vallas que separaban, que aislaban, que creaban fronteras y alejaban a las personas próximas. A veces, como si al construirlas sintiesen vergüenza de lo que una valla significaba, las convertían en una obra de arte, trabajando la forja del hierro y creando figuras geométricas que se elevaban hacia el cielo y formaban círculos, arcos y rosetas. No importa. Las vallas, incuso las más bellas, excluyen y apartan a las personas.

Forja
Mujer que se aleja
Valla de altura

Estas fotografías están echas con un objetivo Jupiter 8 (puede verse en la página de cámaras y objetivos)

Anuncios

2 comentarios en “Unir y separar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s